10 puntos clave portada

10 PUNTOS CLAVE PARA EVITAR PROBLEMAS LEGALES EN TU RESTAURANTE U HOTEL

El 90% de los chefs, emprendedores y empresarios hosteleros o Restauranteros ha tenido o tiene problemas legales en alguna fase de su actividad por falta de protección o prevención jurídica. Te presentamos 10 consejos jurídicos prácticos para proteger tu negocio y que puedan desarrollar correctamente su actividad.

 Un 30 por ciento de negocios hosteleros debe cerrar por problemas jurídicos sin resolver.

 En los últimos años, el sector que más negocios está abriendo es el de hotelería y gastronomía. Sin embargo, es el que cuenta con menor cultura jurídica y protección para sus profesionales y emprendedores, explican desde 2Ms Abogados, que acaba de lanzar la marca Chef & Law.

 La ausencia de dicha protección y prevención jurídica provoca que el 90% de los profesionales de la hostelería haya tenido o tenga actualmente algún problema importante, que puede incluso afectar la continuidad del negocio.

Captura de pantalla 2018-05-02 a la(s) 11.16.02

 Los principales problemas a los que se enfrentan los profesionales de la hostelería son, según Chef & Law, los referidos a la gestión legal de la marca personal del chef, especialmente cuando trabaja en un restaurante que no es de su propiedad; la elaboración de los contratos adecuados para cada situación; la elección de la forma jurídica del negocio, o la propiedad intelectual de las recetas.

 Para impulsar la cultura jurídica en el sector de la hostelería, Chef & Law presenta su decálogo con consejos prácticos fundamentales, puntos clave que los hosteleros deben tener presentes para desarrollar correctamente su negocio:

Diseño de la gestión de la marca personal. Un punto fundamental para los chefs que son muy conocidos y mediáticos, pero trabajan para restaurantes que no son de su propiedad: hay que elegir una estructura legal para cada situación. Es fundamental igualmente la gestión de los derechos de imagen del cocinero. No hacerlo puede llevar a los emprendedores de la cocina a responder de determinados actos con su patrimonio personal o quedar inhabilitados para ejercer como administradores.

 Redacción del contrato adecuado para cada situación, tanto del chef con socios o empleadores, como de éste con los miembros de su equipo. El establecimiento de un contrato correcto evita la mayoría de conflictos. Es muy frecuente, por ejemplo, que chefs que trabajan para una empresa realicen trabajos en el exterior, ponencias en congresos, o cocinen en eventos especiales ¿Quién factura esos trabajos, el chef o el restaurante donde trabaja? Los posibles contratos publicitarios del chef con marcas son otro capítulo importante. Todos esos aspectos deben de recogerse en los contratos pertinentes.

 En caso de constitución de restaurante propio es fundamental encontrar la forma jurídica adecuada. Mucha atención a los contratos de arrendamiento o traspasos. En caso de optar por una franquicia hay que analizar bien el contrato y las relaciones con la misma. En caso de una empresa familiar, es clave el tema del relevo generacional o la mediación en conflictos.

 El capítulo de las subvenciones también merece mucha atención, pues se pueden encontrar bastantes, pero requieren una gestión especializada.

 Atención a las relaciones con las comunidades de propietarios.

Captura de pantalla 2018-05-02 a la(s) 11.16.48

 Las relaciones con proveedores constituyen otro tema a controlar. Hay que establecer controles de calidad, fechas de entrega y pago, etc.

 Un tema importante es la propiedad intelectual, tanto sobre las creaciones de la carta como las patentes sobre nuevos productos o utensilios de cocina, que pueden generar después importantes ingresos económicos a quienes los desarrollen. De hecho, más del 90% de los chefs más reputados asegura que sus propuestas son copiadas. Es lógico que en un colectivo como el gastronómico se sigan tendencias, pero copiar exactamente un plato puede constituir un delito.

10 puntos clave 3

 Atención a todo lo relacionado con los controles de calidad, seguridad alimentaria y la responsabilidad civil que supone.

 La gestión on-line de la marca del chef, así como de sus creaciones, también debe cuidarse. Por ejemplo, su presencia en redes sociales, además de en webs y blogs, debe ser correcta.

 Conocimiento y aplicación en el negocio de la Ley de Protección de Datos. Por ejemplo, mandar un e mail informativo a un cliente sin su autorización previa puede ocasionar una multa que va desde 900 a más de medio millón de euros.

 “La correcta gestión de cada uno de estos puntos evita la mayoría de los conflictos que aparecen”, indica Julia Mediavilla, socia de 2Ms Abogados e impulsora de Chef & Law. “La hostelería está en plena ebullición y el crecimiento va a continuar. Sin embargo, estos negocios cuentan con muy poco soporte jurídico. Desde Chef & Law queremos cambiar esta situación y facilitar el trabajo de este sector en crecimiento”.

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>