nudos0

NATURALISMO Y GASTRONOMÍA NUDOS O DESNUDOS

Artículo de portada

Si creen que este artículo hablara de “comida” y “desnudos” están en lo correcto; tal vez no como se imaginan o como nos imaginamos que se imaginan, porque en sí, la segunda palabra está repleta de estigmas cuando su propia naturaleza, incuso etimológicamente hablando es simple: de la procedencia latina “denudare”, con el prefijo de refuerzo “de” y “nudus” desnudo, forman el verbo activo-transitivo “desnudar”.

Pero lo que olvidamos primero es que el ser humano no es el único ser que puede estar desnudo, también otros seres vivos lo están, los objetos lo están y la comida lo está; el arte, podríamos decir, es una manifestación o expresión desnuda de su autor, ver una pieza artística por ejemplo, sería equivalente a ver sin atavíos a su creador pero en vez de eso, percibimos sin ropajes su concepción.

Ahora que llegamos a ese punto leamos una historia que nace de esa travesía por el arte, de un viaje que como lo mencionamos tiene que ver con gastronomía, el nudismo y otras cosas.

Naked Lunch 122

“Llegué a México hace cinco años y hace tres abrí el Naked Lunch 122, un sitio que está ubicado en la Roma Norte de la Ciudad de México, una colonia con mucha historia y la que me interesé más por ser seguidora de la Beat Generation, que tenía a tres representantes principales: Allen Ginsberg, William S. Burroughs y Jack Kerouac.  Los tres vivieron en la capital mexicana y particularmente William S. Burroughs, habitó por Calle Orizaba y Monterrey; en una historia trágica, en una noche que hacía como William Tell: le puso una copa de Martini en la cabeza a su esposa y disparó hacia el cáliz, pero mató a la mujer por equivocación y su obra principal o la más conocida, por al cual incluso el director de cine David Cronenberg, sacó la película homónima, fue “Naked Lunch”.

nudos1

Iliana Zambotti, de origen italiano y fundadora de tan activo local enfocado a la gastronomía internacional y las actividades culturales, continúa su relato:

“Me gustaba esa conexión literaria entre la donna, mi historia personal y el nombre. El libro es horrible, la verdad no se puede leer porque escribía muy mal según yo, pero tiene un valor histórico muy importante”.

La diferencia

“Este lugar nació por ese concepto de comida desnuda, literalmente almuerzo al desnudo. Y me gustó porque en la colonia Roma es muy difícil encontrar una oferta que sea alternativa, es todo para un público medio alto, que busca más algo que esté de moda y no algo diferente”, opina Ilaria.

Así que según explica para Foodservice y Equipo,  quería ofrecer comida buena a un precio razonable y no un lugar que pretende por ejemplo, ser una cosa vintage, o hípster, te haga pagar a sus clientes 50 pesos un capuccino, porque a decir de su expresión “eso no te hace una persona mejor”.

nudos2

 

“Quería un negocio inclusivo, hasta en un punto de vista político; yo no soy política pero todo lo que uno hace lo es. Mi idea era muy clara, juntar la tradición local de la colonia, la historia, con una apertura internacional porque la historia de México en el sentido de ser un país post colonialista, desafortunadamente está marcada por mucho clasismo o sea, los pobres se juntan con los pobres, los ricos con los ricos, los más morenitos con los más morenitos, los más blancos con lo más blancos”.

Así que abrió este lugar con la idea de inclusión, de alternativa y cultura; desde el principio ofreció en el local eventos culturales gratuitos con consumo sugerente no obligatorio y con comida de todas las partes del mundo porque aunque es de origen italiano, Ilaria ha vivido mucho tiempo en Inglaterra; en Londres radicó 11 años, atraída por que según indica, es una ciudad muy cosmopolita que es lo que más le gustaba de ahí, que era en Inglaterra pero en un rincón del mundo.

nudos4

Evolución

“Intenté replicar este producto de café literario estilo europeo, con eventos de idiomas, pues yo hablo cinco y siempre estuve metida en eso, así que me pareció  muy bueno porque había mucha demanda y la gente tenía mucha curiosidad, quería aprender, también probar comida diferente”.

Gracias a las múltiples actividades que se desempeñaban, tres años después se amplió el panorama y se creó toda una comunidad, incluso  por dos años han realizado un programa de radio show, que se llama “The poliglots”, con diversos invitados de varias partes del mundo. “Por ejemplo una vez parecía un chiste: había un polaco, una australiana, una hindú, una mexicana, muy internacional”, bromea Ilaria.

También se imparten cursos, training con profesores de inglés, noches de copas, agricultura urbana sustentable, clases para comer saludable, talleres de leches veganas, entre muchas otras cosas.

 

nudos5

“Ahora tenemos grupo de conversación de ruso, de francés, inglés e italiano, los Poliglotas; con diferentes colectivos organizamos eventos de poesía, exhibiciones de arte, pequeños conciertos, sesiones de dibujo con modelo desnudo una vez a la semana y en esa óptica de promover algo diferente empezamos hace cuatro meses a hacer cenas desnudas”.

Gastronomía naturalista

“La gente tiene ideas del cuerpo desnudo muy equivocadas, lo asocian con otras cosas, por ejemplo, me llegaron llamadas para ver si hay orgías después de la cena y nada de eso. En ese proyecto nos asociamos con la Fe-deración Nudista Mexicana, que es muy activa y promovemos el redescubrimiento del cuerpo humano como tal, porque en el momento en que uno se saca la ropa de encima se saca la sociedad de encima”.

De acuerdo con la entrevistada, “los conceptos a veces placebos; en la comida, primeramente desaparece por completo la sensación de estar desudo porque se le habla a la cara, no le estás viendo los genitales, se va la idea del morbo. Puedes percatarte de que somos todos iguales y que el cuerpo humano también en el sentido artístico es una obra de arte”.

Comparte que en los últimos años, el cuerpo se ha convertido en un proyecto: percings, tatuajes, gym, la cirugía plástica y eso viene casi sobrando a la naturaleza humana, “porque si juntas a 25 personas desudas, todas son iguales, súper lindas, la verdad es como entrar en una dimensión paralela  donde la gente se redescubre por lo que es”.

Comida

De acuerdo con la fundadora de Naked Lunch 122, el concepto de la casa es de comida saludable, no se vende refresco ni se hacen por ejemplo alimentos  fritos, ni nada que no dé soporte al estilo de vida saludable.

“Es internacional, un concepto de slowfood, pues si vienes a comer con sólo 15 minutos para hacerlo olvídalo, porque 15 minutos me faltan a mí para cocinar la pasta” ironiza Ilaria y explica que por ejemplo, hacen salsa de jitomate artesanal, pesto de cilantro, “lo más que se pueda, pues tampoco tengo un campo afuera para cultivar las hortalizas, pero nos acercamos lo posible dentro de los límites de lo razonable a la comida casera”.

“Soy italiana pero hago muchos platillos fusión, pues conocemos a nuestros clientes, por ejemplo viene Pina toda la semana y no le gusta la cebolla y el jitomate, entonces le ofrezco opciones; a veces la gente viene y busca lo que comió la semana pasada y no siempre hay, porque varío constantemente  y me invento, no es cocina estandarizada. El concepto es que hacemos algo que te guste al momento, por eso hay que esperar un poco”.

Asimismo es una comida asequible, pues el ticket promedio es de 120 pesos, un plato fuerte entrada y agua; mientras que  los eventos nudistas que constan de tres platos, cuestan 200 pesos.

nudos6

 

 

Tras la cocina

Las riendas de la cocina son llevadas por Ilaria Zambotti, pero según explica, también trabaja con chefs prove-nientes de diversas partes del mundo, por ejemplo, trabajó un chef de Detroit, uno holandés, ahora están cooperando con una chef de Nueva York de origen vietnamita, que hace mucha comida asiática.

“Hay comida asiática, francesa, o sea tú nombras un país del mundo y pues seguro ya hicimos esa comida, porque también hemos hecho noches temáticas, para nuestros clientes nacionales y extranjeros. Hemos hecho veladas rusas, holandesas, marroquíes, griegas, turcas, indonesias, etc.”

En este lugar se promueve la cultura de diversos países en México. “Yo la comida mexicana no la sé hacer y por eso mejor no la preparo, porque hice tacos dos veces y acabaron en la basura, así que todo lo que no es mexicano lo encuentras acá”, bromea un poco la empresaria.

 

nudos7

“La gente viene aquí para socializar, porque es un primer piso y no hay personas de paso; toda la clientela viene a buscar el lugar y es un determinado tipo de cliente que ya tiene los intereses que promovemos nosotros: profesores, doctores, emprendedores, gente que ama viajar, que desea aprender, encontrar extranjeros, muy dinámico en sentido cultural”.

Ilaria indica que, en Naked Lunch 122 “puedes probar cosas, es como viajar sin moverte de la Ciudad de México. Encuentras todo lo que buscas, si dices necesito esto y no lo tengo, lo encuentro”.

“Yo le digo cocina dadaísta, porque llegas y hay un menú más que nada de referencia, para que la gente se haga una idea de los platillos y los precios, pero es siempre algo diferente”.

nudos8

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>